Métodos conceptivos naturales

Fertilidad | 0 | Fertilidad

Los métodos de concepción natural son una alternativa para mejorar la fertilidad sin usar técnicas artificiales.

Métodos conceptivos naturales

Cada día son más las personas que recurren a métodos naturales de fertilidad para lograr un embarazo. Este tipo de técnicas se denominan métodos conceptivos naturales o métodos de concepción natural. Son idóneos para personas muy fértiles o cuya ideología les hace recelar de los métodos artificiales (por ecología, religión, coste, etc.). En efecto, ahorran costes y no contaminan, si bien su medición puede requerir algún utensilio adicional. Las desventajas son que requieren un ciclo menstrual regular, una observación muy rígida, la colaboración de la pareja y que no protegen de enfermedades de transmisión sexual.

Según la consulta de fertilidad del Hospital de la Paz, estos métodos alcanzan una efectividad del 31,4%. En cuanto a su eficacia como métodos anticonceptivos, depende de cuál se emplee, pero siempre es menor que la del preservativo, (e insistimos en que no protege de infecciones), razón por la cual se recomienda que vayan acompañados de este.

Información útil sobre los días fértiles

Hay algunos factores a tener en cuenta de cara a decidir cuándo tener relaciones sexuales. La fase más fértil de nuestro ciclo es la ovulatoria. En ciclos de 28 días, suele coincidir con los días intermedios (14, 15, en ciclos más cortos, el 12). El óvulo sólo puede ser fecundado durante 24 horas, pero los espermatozoides, sin embargo, sobreviven entre 3-5 días en el moco cervical. Por eso se recomienda mantener relaciones sexuales con penetración también los días inmediatamente previos a la ovulación (días 12, 13 del ciclo, 10 en ciclos cortos). El esperma recupera su calidad tras 24 horas, por eso es aconsejable descansar 1 día.

Métodos conceptivos naturales más habituales

Los métodos más empleados para estimar el ciclo fértil de la mujer y no olvidar mantener relaciones sexuales en esos días, son:

  • Método Billings. Se basa en la observación del moco cervical o flujo vaginal, donde sobreviven los espermatozoides. Este es más elástico los días “pico” de fertilidad.
  • Método Ogino. También denominado método del calendario porque requiere la anotación del propio ciclo menstrual durante 12 meses,  para desde ese punto de partida calcular nuestros días fértiles (fase de ovulación e inmediatamente anterior).
  • Temperatura Basal. Este método requiere la medición de la temperatura durante al menos 3 meses y respetar varios hábitos (realizar la toma al levantarse siempre a la misma hora, sin movimientos bruscos, etc.). Asocia el cambio de temperatura con la fase de ovulación. La medición puede ser por varias vías (axilas, anal, vaginal).
  • Método sintotérmico. Es la combinación de los métodos de medición del moco cervical (método Billings) y la temperatura Basal. Los días ópticos para mantener relaciones sexuales son cuando la temperatura no se ha elevado y el moco es elástico.

Hoy en día existen multitud de monitores, tests, termómetros, microscopios u otros métodos artificiales de medición de saliva, moco, orina, etc. que pueden ser un buen apoyo para acompañar la medición natural de cara a determinar los días fértiles.
También hay que tener en cuenta que estos métodos de concepción se pueden combinar con técnicas de reproducción asistida para potenciar sus resultados. Es el caso, por ejemplo de cuando se insertan los gametos en los días más fértiles previa observación del ciclo.

0 Comentarios

 
Compartir contenido en Facebook Compartir contenido en Twitter Compartir contenido en Google Plus Compartir contenido en Pinterest Compartir contenido por email Añadir a mis favoritos Ocultar compartir en redes