Reserva ovárica y su relación con la hormona antimülleriana

Preservación de la fertilidad | 0 | Preservación de la fertilidad

Actualmente la  hormona antimülleriana está suponiendo un útil marcador para determinar la reserva ovárica de una mujer y ofrecernos información sobre su provenir reproductivo y sus posibilidades de embarazo.

Reserva ovárica y su relación con la hormona antimülleriana

En la actualidad un concepto muy utilizado en reproducción asistida es la reserva ovárica. Dicho concepto hace referencia a la cantidad y calidad de los ovocitos contenidos en los ovarios de una mujer a lo largo de su vida, que son susceptibles de madurar, ser ovulados y fertilizados.

Todas las mujeres nacemos con un determinado número de óvulos en nuestros ovarios que irán madurando o muriendo a lo largo de nuestro ciclo reproductivo. Con la llegada de la primera menstruación (menarquía) se estima que la mujer puede tener hasta 5000.000 folículos (ovocitos inmaduros) en sus ovarios. Cada mes empezarán a crecer algunos de esos folículos (unos 1.000) pero sólo uno de ellos  será el que madure y finalmente ovule, el resto que no ha logrado madurar se perderán.

Cada mujer nace con una determinada reserva de óvulos en sus ovarios, distinta para cada una Esto explica en parte porque algunas mujeres consiguen ser madres a edades más avanzadas que otras. Algunas mujeres nacen con baja reserva ovárica o sus  óvulos se agotan a mayor velocidad que otras mujeres que, con la misma edad, conservan una buena reserva ovárica.

Por ello conocer la reserva ovárica que tiene una mujer que desea ser madre es tan importante para determinar las posibilidades reales que tiene de poder quedar embarazada.  

¿Qué es la Hormona Antimülleriana y para que sirve?

Hasta hace algún tiempo los estudios que orientaban a los y las  especialistas para determinar la reserva ovárica de una  mujer consistían en varias pruebas como la ecografía o el análisis hormonal basal, la respuesta ovárica a los medicamentos estimulantes, etc.. Todas ella importantes porque nos permiten determinar de una manera más fiable la reserva ovárica de una mujer. Sin embargo estas pruebas deben ser realizadas durante determinados días del ciclo menstrual.

En este sentido, la hormona antimülleriana presenta ciertas ventajas ya que puede realizarse en cualquier día del ciclo menstrual y puede determinarse a través de un análisis de sangre.

Tanto la reserva ovárica como la hormona antimülleriana descienden con la edad de la mujer, en la medida que está va agotando (más o menos rápido) sus reservas de ovocitos. Se estima que al llegar a la edad de los 35 años una mujer tendrá apenas un 10% de reserva aproximadamente.  Por lo que conocer los niveles de esta hormona (AMH)  nos  va a proporcionar información  de gran ayuda para determinar tanto la cantidad como la calidad de ovocitos con los que cuenta una mujer que desea quedarse embarazada.

La hormona antimülleriana consiste en una sustancia que segregan los folículos del ovario detectable en un análisis de sangre. El estudio de los niveles de esta hormona no solo va a permitir conocer la reserva ovárica de una mujer y la calidad de sus óvulos. También nos va a ofrecer información muy importante para determinar el tipo y cantidad de medicación que se le va a poder suministrar en el tratamiento de reproducción asistida.

Aunque ninguna prueba tiene una predicción del 100% la respuesta de una mujer al tratamiento de reproducción asistida, el estudio de la AMH es utilizado cada vez mas  para calcular la probabilidad de embarazo así como para orientar las opciones de tratamiento, convirtiéndose en una prueba muy importante. 

0 Comentarios

 
Compartir contenido en Facebook Compartir contenido en Twitter Compartir contenido en Google Plus Compartir contenido en Pinterest Compartir contenido por email Añadir a mis favoritos Ocultar compartir en redes