1. Inicio
  2. Preguntas al experto
  3. Hola buenas tardes mi mujer y yo queremos tener un hijo pero yo tengo la vasectomía hecha quería...

Hola buenas tardes mi mujer y yo queremos tener un hijo pero yo...

Hola buenas tardes mi mujer y yo queremos tener un hijo pero yo tengo la vasectomía hecha quería saber cual sería el proceso en este caso gracias

marzo 4, 2021 | 09:49
 Dr. Sergio Rogel

La vasectomía es una intervención que tiene como objetivo la esterilización permanente e irreversible del varón, que consiste en la sección y obstrucción de los conductos deferentes, que transportan los espermatozoides desde el epidídimo (estructura adherida al polo superior y cara posterior del testículo, que sirve de almacén de espermatozoides maduros) al exterior. 
Por tanto, los varones sometidos a vasectomía no tienen espermatozoides en el eyaculado, pues estos quedan retenidos en el epidídimo. Cabe recordar que pese a ello el eyaculado será de igual cantidad y consistencia  que el anterior a la cirugía, dado que el plasma seminal (líquido en el que los espermatozoides son transportados) proviene de otros órganos diferentes al testículo (glándulas como las vesículas seminales, o la próstata).

Si un varón que ha sido intervenido desea tener de nuevo descendencia, existen distintas posibilidades.

1-Intentar revertir la vasectomía, intervención llamada vaso-vasectomía: En ella se trata de identificar y unir de nuevo los extremos de los conductos deferentes seccionados. Pese a ello, la efectividad de la intervención no es muy alta, pues la calidad seminal no suele normalizarse. De esta forma la probabilidad de que tras realizar vaso-vasectomía sea necesaria igualmente una técnica de reproducción asistida es elevada, por lo que esta intervención no se suele recomendar.

2-Recurrir a técnicas de reproducción asistida: Altamente recomendable, pues optimiza los resultados.
No obstante, el éxito de las técnicas de reproducción dependerá en gran medida del tiempo que ha pasado tras la vasectomía. El testículo, responsable de fabricar espermatozoides, va perdiendo función progresivamente tras la intervención. No tiene las mismas posibilidades de éxito, por ejemplo un varón que ha realizado la vasectomía hace dos años, que otro en el que se realizó hace 15. Sin embargo es difícil predecir la producción testicular de una persona en concreto sin otras pruebas, pues cada persona reacciona de forma distinta a los diferentes estímulos y circunstancias vitales. De esta forma, aunque el tiempo a la vasectomía puede ser utilizado como factor pronóstico, bajo ningún concepto se deben tomar decisiones sobre la posibilidad o no de realizar el tratamiento utilizando sólo este dato.


¿Como saber, por tanto, si el varón tiene espermatozoides suficientes para realizar una técnica de reproducción asistida? El análisis hormonal del  varón es un signo indirecto útil para predecir la actividad testicular. Altos valores de FSH y LH serán signo de que el testículo no funciona como debería, sin embargo, la única forma de saber si el varón tiene suficiente producción espermática es recurrir a técnicas invasivas. Básicamente tenemos dos:

1. Punción de epidídimo: El epidídimo (estructura donde se almacenan los espermatozoides tras su producción) suele estar ingurgitado en este tipo de pacientes si su producción espermática es buena. En estos casos la punción del epidídimo es muy sencilla. De él podremos extraer una pequeña cantidad de líquido rico en espermatozoides maduros, que posteriormente podrá ser utilizado en una técnica de reproducción asistida. La ventaja de esta técnica es su sencillez, mientras que como desventaja, cabe señalar que recoge los espermatozoides del almacén testicular, que no tiene salida debido a la vasectomía, y por lo tanto son espermatozoides que no se renuevan, que quedan retenidos hasta su destrucción por los mecanismos biológicos pertinentes. Dicho de otra forma, se trata de espermatozoides en su mayoría de producción antigua, cuyo ADN tiende a la fragmentación, dificultando así la obtención de embriones de buena calidad.

2. Biopsia testicular. En esta técnica se extrae una pequeña cantidad de tejido testicular en los que se encontrará una pequeña cantidad de espermatozoides (la concentración obtenida es menor que en la técnica anterior) algunos maduros (se encuentran también forma inmaduras que no se utilizan en estos casos) pero siempre de nueva generación. En IVF preferimos esta forma de obtención de espermatozoides, que si bien es algo más complicada, no genera problema en manos expertas y aumenta las posibilidades de éxito en el tratamiento.

En todo caso, una u otra forma de extracción de material reproductivo del varón nos asegurará si el testículo es productivo, será informativa de la cantidad y calidad de esta producción e incluso en la misma técnica será posible obtener y congelar una muestra de espermatozoides que podrá ser utilizada durante el tratamiento posterior en la mayoría de los casos, de for aque en la medida de lo posible se evita una segunda técnica invasiva. Cabe destacar que si la producción es de muy mala calidad o muy pobre esto no será posible, por lo que será necesario tomar otra muestra en un segundo tiempo.

Posteriormente se realizará una Fecundación In vitro ( la mejor forma de utilizar la muestra obtenida, que a buen seguro será escasa y de baja calidad para otro tipo de técnicas, como la inseminación artificial). Dada la gran eficiencia actual de la FIV, en bastantes ocasiones, si fuera necesario, es posible incluso realizar varios ciclos utilizando una única muestra, que sería descongelada parcialmente en cada ciclo, si bien esto dependerá de la calidad y cantidad de la muestra obtenida.

Por último sería interesante señalar la posibilidad de, si estratégicamente interesara  a la pareja, por ejemplo por cuestiones logísticas, o porque en un ciclo anterior ya se haya asegurado la producción espermática, de realizar el ciclo de Fecundación In Vitro antes de realizar el estudio, y posteriormente la técnica invasiva sobre el varón el mismo día de la punción de la paciente, si bien existiría el riesgo de que la producción testicular fuera cero, circunstancia que debe ser discutida previamente con la pareja, acordando las estrategias de tratamiento posteriores si esta circunstancia llegara a producirse.

 
 

Si te gustó este contenido, por favor compártelo

Compartir en facebook Compartir en twitter Compartir en whatsapp

 

¿Tienes preguntas sobre Reproducción asistida para nuestros expertos?

  • Nuestros expertos han respondido 2 preguntas sobre Reproducción asistida
  • Pregunta gratis y de forma anonima a nuestros expertos
    • 300
    • Por favor marque que no es un robot
      • Tu pregunta se publicará de forma anónima
      • Este servicio no sustituye a una consulta con un profesional sanitario.
      • Si tienes algún problema o urgencia, acude a tu médico o a urgencias.
      Acepto las normas de participación

    Tags

    Clínicas de fertilidad Clínicas de reproducción asistida
    Elige entre las mejores clínicas

    ¿Necesitas ayuda?

    Subir arriba